domingo, 25 de mayo de 2014

Entrevista al actor José Lifante (segunda parte)



 
1.                  Tu labor entre los atriles del doblaje se ciñe a principios de los años 90, y no constan trabajos posteriores. ¿Por qué no has vuelto a hacer doblaje?
 No me gusta encasillarme. Cuando ya no estaba contratado fijo, lo dejaba cuando me salía una película o una obra de teatro. Además, muchos estudios te pedían que fueras autónomo, que cotizases por cuenta propia a la Seguridad Social. Yo siempre había sido trabajador por cuenta ajena y no quería cambiar. Fui muy poco “emprendedor”.

2.                  Uno de tus papeles que más me gusta es un episódico en Turno de oficio. Diez años después (Manuel Matjí, 1996). ¿Cómo fue hacer de ese guía de museo de doble vida?
Fue muy divertido. El guión era muy bueno: por las casualidades de la vida todo se iba al traste. Y como la Casa de la Moneda no nos permitió rodar en sus instalaciones, porque parece ser que el hecho estaba basado en un caso real, tuvimos que trabajar en la rotativa de un semanario, convertida en imprenta de papel moneda. Imaginaos a veinte niños viendo funcionar la rotativa. Miles de billetes por segundo. Creo que se llevaron billetes para empapelar todas sus casas.

3.                  De finales de los años 90 es también un trabajo en televisión, tal vez no muy conocido, La saga de los Clark (Paco Mir, 1997), serie en píldoras de un minuto que se incluía en Lo más plus (Canal Plus). Ya que tenía un ritmo endiablado, ¿era difícil rodar a esa velocidad, sin cortar las tomas?


Era una idea muy original de Paco Mir. Los capítulos no duraban más de tres o cuatro minutos. Todo sucedía en casa de los Clark. Los personajes entraban y salían de plano en una sola secuencia. No había cambio de plano durante la secuencia que formaba el capítulo, que se rodaba de un tirón y con un ritmo trepidante. El rodaje era todo un espectáculo. Los actores que no estábamos en plano debíamos situarnos justo detrás de la cámara para que no nos pillasen. Agotador.

4.                  Uno de tus últimos trabajos ha sido el de la serie de terror para internet Cementerio de historias. ¿Qué te parece actuar para un producto pensado para internet?

 
Este proyecto me interesó vivamente. Partía de un grupo de diez nuevos directores, acabados de salir de la escuela de cine Ars. En lugar de hacer un corto cada uno, pensaron que lo mejor era dirigir una serie de diez capítulos con una temática unitaria. Eligieron el terror. Cada uno a su aire. En ese momento conectaron conmigo. Necesitaban un hilo conductor para dar unidad a la serie. Buscaron un personaje y un lugar común para dar unidad a todos los capítulos. ¿Quién mejor que un enterrador en un cementerio? El enterrador que yo interpretaría rodaría las entradas y salidas de cada episodio. Hablando con los internautas. Haría pequeñas acciones que escribiría y dirigiría cada uno de los directores.

Empecé a trabajar el personaje, las situaciones, el léxico y los gestos comunes con cada uno de los directores. Íbamos sumando y dando forma al enterrador. Entonces planteé una propuesta a los diez directores que se sorprendieron: el enterrador iba a hablar con el internauta directamente, no colectivamente, como se hace habitualmente: .-“¿Cómo están ustedes? Buenas noches a todos”, sino individualmente, intentando obviar el género en las frases.

O sea, mi interlocutor iba a ser una persona a quien dirigía mis comentarios:
"¡Hola, ¿ya estás ahí? Buenas noches. Prepárate para sufrir”.
“SI tienes miedo siempre puedes desconectarte”.

Rodamos dos temporadas de “Cementerio de historias”. Dieciocho capítulos en total. Creo que hicimos un excelente trabajo. Ahí está.
5.                  De tus muchísimos trabajos me llama la atención que hay pocos -sobre todo en cine y televisión (salvo A l’est del Besós y Estació d’enllaç)- en catalán (o bien rodados en Cataluña). ¿Lo has pensado alguna vez?
No olvides que yo empecé mi carrera profesional en Barcelona. Este año se cumplen 55 años de mi primer contrato laboral en el Pequeño teatro Winsord, con la empresa Matas–Munné y con la compañía de Enrique Diosdado y Amelia de la Torre. Hasta 1974, yo estuve trabajando en Barcelona. Teatro, Cine y Televisión, en catalán y en castellano. En 1974, rodando la película de Jordi Grau No profanar el sueño de los muertos en los estudios Cinearte de Madrid, y debido a las ofertas de trabajo que me ofrecían especialmente en cine, me planteé la posibilidad de trasladarme a vivir a esa ciudad. Hace 40 años que vivo en Madrid pero siempre que me han llamado y he tenido ocasión, he vuelto a trabajar en Barcelona. Prueba de ello, esta lista de trabajos hechos en Barcelona:

       TEATRO.-
       1987  “Es així, si us ho sembla” L. Pirandello . Teatre Romea
       1996  “Los Alpes en llamas” P. Turrini. Teatre Artembrut
       1996  “Prendre partit” R .Hardwood. Teatre Villarroel.
       1999  “El maniquí” M. Rodoreda. Teatre Nacional Catalá.
       CINE.-
       1977  “Vámonos, Bárbara” de Cecilia Bartolomé.
       1977  “La frontera” de Toni Garriga y Jan Baca. (Cortometraje)
       1978  “Una mariposa sobre la espalda” de Jacques Deray.
       1978  “Companys, procés a Catalunya” de Josep Mª Forn.
       1988  “Soy yo el que tu buscas” de Jaime Chavarri.
       1991  “El largo invierno” de Jaime Camino.
       1997  “El laberinto griego” de Rafael Alcazar.
       2001  “Dagon” de Stuard Gordon.
       2006  “Rojo sangre” de Chistian Molina.
       2012  “Lentejuelas de sangre” de Eduardo Gión.
       TELEVISIÓN.-
       1984  “Cinc minuts” (teatre) Roger Justafré. TVE. BCN.
       1984  “El Show de la Familia Pera” (serie) Joan Pera. TVE.BCN.
       1987  “A l´est del Besos” (serie) Ángel Alonso. TVE. BCN.
       1988  “Crònica negra” (serie) Ricard Reguant. TV3
       1996  “Estació d´enllaç” (serie) Jordi Frades. TV3
       1996  “Oh, Espanya – Catalunya” (serie) TV3
       1997  “La saga de los Clark” Paco Mir. Canal Plus.

Cuando me llaman, voy.

6.                  ¿Te consideras un actor querido por los compañeros? Tal vez quieres mencionar los premios que has logrado o los homenajes que te han dado.
Soy un actor respetado. Con prestigio. Y me siento querido por mis compañeros. Soy un actor independiente. Cuando voy a una manifestación, o firmo un documento de protesta o algún escrito reivindicativo lo hago a título particular. No tengo premios. Mi mejor premio es seguir trabajando. Tal vez no he sabido, o no he querido, estar en el sitio adecuado en el momento oportuno.

7.                  Mencionar a compañeros con los que has trabajado será una labor complicada, pues has compartido repartos con muchísimos actores. Tal vez quieres mencionar a alguno por alguna razón en concreto.
Sí, es una labor complicadísima. Todos mis compañeros y compañeras de profesión son excepcionales. Aguantan y sobreviven en un ambiente hostil donde los haya. A veces nos reconforta la sensibilidad de la gente corriente, la gente de la calle, cuando te agradecen que les hagas pasar un buen rato riendo, sintiendo miedo o llorando.

Nunca olvidaré lo que me dijo el jefe de actividades culturales de una importante Caja de Ahorros de Madrid, cuando le pedí dinero para la Campaña de Teatro Escolar:

-“Pero ¿qué queda después de ver una representación teatral, de ver una película? Hagan ustedes esculturas, pinten cuadros, escriban libros. Cosas tangibles…Que las pueda tocar”.

Sin comentarios.

8.                  Tu mujer es la actriz Elisenda Ribas. ¿Qué trabajos has compartido con ella además de la serie catalana A l’est del Besós (1989)?
Elisenda Ribas, mi mujer, es una excelente actriz. De esas que traspasan la batería y llegan al público. Con unas facultades únicas. Hemos trabajado juntos en teatro, en cine, en televisión… Nunca formando pareja.

 
 
 
Hemos coincidido en programas como: “Santa Teresa” (1983), “Lecciones de tocador”. (1983), “Cinc minuts” (1984), “Media naranja” (1985), “A l´est del Besós” (1987), “La banda de Pérez” (1996), “Ada madrina” (1998), “El marqués de Sotoancho” (2000), “¡Ala Dina!” (2000), “Luna negra” (2000)...

9.                  Tu página web es una joya por lo bien mimados que están todos tus trabajos y me consta que andas buscando algunos de los que no conservas copia. ¿Quieres mencionar alguno en concreto para así ayudar a completar tu colección?

 
Estoy muy contento con mi página web. Le estoy dedicando mucho tiempo, pero creo que vale la pena. Agradezco el esfuerzo de todas las personas que me ayudan a encontrar trabajos que me faltan. Incluyo una lista de películas que busco, por si alguien puede ayudarme a encontrarlas:

1972  EL HIJO DE MARÍA                       Jacinto Esteva
1972  DRÁCULA (6 Primeros planos) Teatro.     Blas Martí. Fondo Cinematiraje Riera
1974  ROBÍ HOOD NUNCA MUERE              Francesc Bellmunt
1974  UNA MUJER DIPLOMÁTICA         Charlotte Braustrom-Harerasty Pod.
1976  LA TERCERA PUERTA           Álvaro Forqué
1981  CONCIERTO BARROCO               Jose Montes-Baquer
1981  LA VIDA, EL AMOR Y LA MUERTE       Carlos Puerto
1984  ANA NON (con Germain Monteró)        Jean Piatt
1985  AMERICONGA. MON AMI WASHINGTON   Helvio Soto

10.              ¿En qué proyectos has estado involucrado últimamente? ¿Cómo ves tu futuro en la carrera de actor? ¿Has dirigido alguna vez algo o te interesaría pasar a ser director?
Los actores nunca tenemos el futuro asegurado. Acabamos un trabajo y esperamos el siguiente.

Últimamente he estado grabando para la productora Diagonal TV varios capítulos de la novela Amar es para siempre.


Estamos preparando el rodaje de un corto sobre un pintor español, para antes del verano. También estoy preparando un recital de poemas de Antonio Machado. He dirigido varias obras de teatro. Me gusta más actuar.

11.              Siempre que leo entrevistas de actores me quedo con ganas de saber qué pruebas de cásting no superaste, o que trabajos no pudiste hacer por incompatibilidad con otros. Aprovecha para desvelarnos algo...
Me hubiera gustado terminar la película de Terry Gilliam The man who killed Don Quijote. Yo era el actor que interpretaba el Quijote de la época actual, que rodaba un spot publicitario para el productor Johny Deep. Tengo entendido que el director quiere retomar el rodaje. Espero volver a formar parte de su equipo.


Si te contestase con detalle esta pregunta podríamos escribir un libro. No lo descarto, pero más adelante.

12.              Si se ha quedado algo en el tintero, ¡dispara!
Mucho. Casi doscientas páginas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada